Intervención del primer ministro de la República de Cuba, Manuel Marrero Cruz, en el Consejo Intergubernamental Euroasiático, el 3 de febrero de 2023

Autor: Manuel Marrero Cruz | [email protected]

 

Ratificamos la determinación invariable de Cuba, de colaborar en la implementación de las directrices estratégicas para el desarrollo de la integración económica euroasiática hasta 2025. Foto: Estudios Revolución

Excelentísimo señor Mijaíl Mishústin, primer ministro de la Federación de Rusia,

Excelentísimo señor Aliján Smaiýlof, primer ministro de la República de Kazajstán,

Excelentísimos Señores Jefes de Gobierno y de delegaciones:

Desde Cuba, tengo el honor de extender un fraternal saludo al pueblo y gobierno kazajos que acogen esta sesión del Consejo Intergubernamental Euroasiático en la hermosa ciudad de Almaty, a la vez que agradezco la cordial invitación de la República de Kazajstán para participar en esta importante reunión.

Valoramos altamente el trabajo realizado por la Comisión Económica Euroasiática, que recientemente celebró su décimo aniversario, así como la encomiable labor del Presidente de su Colegio, Excmo. Sr. Mijaíl Miasnikóvich. Igualmente, aprovecho la ocasión para desear éxitos a la Federación de Rusia en su desempeño durante el 2023 como Presidente de los órganos de la Unión Económica Euroasiática.

Excelencias:

El año 2022 fue un período marcado por grandes turbulencias económicas y tensiones internacionales, donde la Unión Económica Euroasiática demostró su capacidad para enfrentar y superar con éxito tales desafíos.

Cuba, como Estado Observador, reitera su compromiso de potenciar nuestra inserción en este mecanismo de integración y honrar la condición que recibimos hace poco más de dos años. Continuaremos abogando por el desarrollo y fortalecimiento de las relaciones con la Unión Económica Euroasiática, como asociación mutuamente beneficiosa.

En cada uno de los encuentros sostenidos a lo largo del pasado año junto a los máximos líderes de los Estados Miembros y Observadores de la Unión, hemos abordado las complejidades para alcanzar el desarrollo socioeconómico sostenible.

Unido a la expansión de las relaciones comerciales, hemos dado prioridad al avance de la cooperación en materia de inversión, cooperación industrial, así como a la seguridad alimentaria y energética, entre otros temas de vital importancia para todos.

En este sentido, cabe destacar en nuestro caso particular, la participación de la Comisión Económica Euroasiática en la Trigésimo Octava Edición de la Feria Internacional de La Habana, celebrada en noviembre del pasado año en Cuba, ocasión en la que sostuve un encuentro con el Director de Política Industrial de la Comisión Económica Euroasiática, Sr. Nikolay Kushnarev.

Ambos coincidimos en la necesidad de incrementar la colaboración y el intercambio comercial, priorizando la inclusión de proyectos de inversión, así como la decisión de apoyar los esfuerzos de Cuba para concretar negocios con los países miembros de la Unión.

Un objetivo inmediato a lograr podría ser la propuesta presentada por la Zona Especial de Desarrollo Mariel, para la creación de un parque industrial de la Unión Económica Euroasiática, proyecto para el cual ya todos los Estados miembros han dado su aprobación.

También es válido resaltar los intercambios en el marco de los Grupos de Trabajo sobre la formación de enfoques comunes para regular la circulación de medicamentos y dispositivos médicos dentro de la Unión Euroasiática, así como en el Comité de Farmacopea de la Unión.

La participación de Cuba en dichos Grupos de Trabajo ha permitido actualizar a las contrapartes sobre las Normas para la realización de Ensayos Clínicos de los Dispositivos Médicos, así como de los proyectos de modificación de las Normas para el Registro y Examen de los Medicamentos y su producción.

Este fluido intercambio permitirá a nuestras empresas productoras y a la autoridad reguladora, cumplir con los requisitos establecidos para la circulación y comercialización de los productos cubanos en los países miembros de la Unión.

Estimados colegas:

Cuba trabaja también por potenciar los vínculos con el sector turístico de los países de la Unión, a partir de la experiencia desarrollada con la Federación de Rusia, especialmente a través del turismo corporativo y el de salud.

Resulta propicia esta ocasión para invitar a los representantes de los Estados aquí presentes a participar, a través de sus estructuras gubernamentales, empresariales y hombres de negocios, en la Feria Internacional de Turismo, Fitcuba 2023, que se celebrará en mayo de este año en nuestro país.

La Feria tendrá por sede a La Habana, Ciudad Maravilla del mundo, y estará dedicada al Patrimonio Cultural de la Mayor de las Antillas, atendiendo a su trascendencia para el presente y el futuro de las nuevas generaciones.

Anhelamos contar con una participación importante de nuestros socios del entorno económico euroasiático. Tras la paulatina recuperación económica, luego de la pandemia de covid-19, la realización y participación en este tipo de eventos, nos permite concretar acuerdos que impriman dinamismo a esta industria vital para nuestro país.

El reconocimiento por los visitantes internacionales de las bondades naturales y los atributos culturales de Cuba, hacen atractiva nuestra oferta, lo cual se ve reflejado en el creciente interés que despierta Cuba como destino seguro y hospitalario.

Excelencias, estimados amigos:

En las próximas semanas celebraremos en La Habana la Tercera Sesión de la Comisión Conjunta Cuba-Comisión Económica Euroasiática, oportunidad en la que daremos seguimiento al cumplimiento del Plan de Acción Conjunto y esperamos intensificar y sistematizar la colaboración entre la Unión y nuestro país, tanto a nivel oficial como en los círculos empresariales.

Ratificamos la determinación invariable de Cuba, de colaborar en la implementación de las directrices estratégicas para el desarrollo de la integración económica euroasiática hasta el 2025.

Confiamos en que en este año 2023 y en los venideros, de conjunto con los Estados miembros de la Unión Económica Euroasiática, se fortalecerán los vínculos económicos, comerciales y de colaboración científico-técnica, lo que permitirá alcanzar resultados acordes con el alto nivel de nuestras relaciones políticas.

Muchas gracias.